viernes, 15 de abril de 2011

El encanto de Jamie Oliver



Cocina sin uniforme, prueba las salsas con el dedo e invita a sus amigos y familiares a participar en sus programas de televisión. Fenómeno mediático o culinario, Jamie Oliver es la estrella gastronómica más aclamada del Reino Unido gracias a su estilo descomplicado que acerca la cocina hasta al más escéptico.

Por: María Carolina Riaño A.
Fotos de David Loftus
Mayo de 2007

Tiene 34 años, ha realizado 14 programas de televisión, publicado 10 libros y 2 DVDs; es dueño de dos restaurantes en donde hay una lista de espera de cuatro meses;  asesor culinario y creador de una línea de productos gourmet y gadgets de cocina. Su filosofía es tan sencilla como su cocina: divertirse, probar lo que se prepara, equivocarse ‘al aire’ y no estancarse demasiado en los detalles. A su corta edad ha desbancado a los chefs más populares de la televisión británica y ha conseguido convertirse en uno de los personajes más queridos de su país.

Este chef ‘atípico’ nacido en las afueras de Londres, estudió en Westminster Catering College y realizó algunos cursos en Francia. Al regresar de nuevo a Londres trabajó como chef pastelero en restaurantes de renombre como The Neal Street Restaurant y River Café en donde aprendió a preparar cocina fresca, honesta y deliciosa con alto grado de esfuerzo y dedicación.

Fue a finales de los años 90 cuando Jamie tuvo su primer encuentro con las cámaras de televisión. Los editores de un documental sobre el restaurante en donde trabajaba  fueron los encargados de descubrir a este ‘chico descarado’ que se desenvolvía en la cocina de una manera genuina y auténtica nunca antes vista, convirtiéndose en un personaje ideal para presentar un programa de cocina. Fue tal la aceptación de su estilo poco ortodoxo y relajado que un día después de la emisión del programa, Jamie recibió llamadas de varias productoras que le ofrecían ser el anfitrión de su propio programa.

Fue así como en 1999 revolucionó el concepto de shows gastronómicos con “The Naked Chef” en un intento por desnudar la cocina hasta sus elementos esenciales para demostrar a su público que no se necesita encubrir los ingredientes para cocinar sabroso. De esta manera comenzó a socializar la cocina para pudiera ser disfrutada en casa rodeada de familia y amigos. “Jamie at home”, “Ministry of food” y “Jamie’s Kitchen” son algunos de los aclamados show que lo han llevado a la fama alrededor del mundo.

En cada uno de ellos inspira a las personas comunes y corrientes a volver de nuevo a la cocina de la casa y preparar ‘de la nada’ recetas simples y deliciosas. Poco a poco Jamie se ha encargado de recuperar las raíces de la gastronomía británica e italiana, enseñando a hacer desde un puré de papa hasta una fresca ensalada con los ingredientes que tiene sembrados en la huerta de su casa, ofreciendo una variedad de posibilidades gastronómicas nutritivas y sencillas para cada día de la semana.

Su éxito radica en mostrarse tal como es: un tipo común apasionado de la comida que sabe mezclar la cultura y el estilo de vida londinense en cada una de sus originales preparaciones, desde risottos y carpaccios hasta tradicionales pastas.

M.C.R. ¿Cómo se dio cuenta de que quería ser chef?
J.O. No era muy bueno en el colegio porque sufría de dislexia pero los profesores no se daban cuenta. Pensaban que era estúpido. En lo único que era bueno era en trabajar la madera. Mi madre y padre administraban un restaurante pub llamado The Cricketers ubicado en una pequeña villa llamada Clavering. Afortunadamente mi padre me dejaba ayudarle en la cocina y fue así como comencé a aprender a cocinar y a disfrutar haciéndolo. Cuando tenía siete años ayudaba en la preparación de vegetales, pelaba papas y desgranaba arvejas. Cuando cumplí 11 ya podía hacer un pollo asado sin ayuda. Siempre vi la cocina como un lugar acogedor en donde todos trabajan juntos alrededor de un adorable plato mientras pasaba un buen rato.

M.C.R. ¿Quienes fueron sus maestros y mentores?
J.O. Mi papá fue mi principal maestro. Por otro lado cuando comencé a trabajar en Neal Street Restaurant, conocí a un hombre maravilloso que se llama Gennaro Contaldo el cual se convirtió en mi mentor y mi querido amigo. Yo me convertí en su protegido. Vale la pena mencionar que Gennaro es el chef ejecutivo del restaurante Passione en Londres y ha estado conmigo en algunos de mis programas.

M.R.C. Qué es lo más divertido y/o embarazoso que le ha pasado en un restaurante siendo chef y/o comensal?
J.O. Trabajar en la cocina de un restaurante es muy pesado, sin embargo siempre hay que tratar de mantener un buen sentido del humor. Lo más embarazoso que ha sucedido fue como comensal en un restaurante. Cuando el chef supo que yo estaba ahí me envió un plato que él pensaba que era espectacular cuando realmente no lo era. Tuve que hacerle creer que estaba delicioso.

M.C.R. ¿Qué menú prepara cuando está en su finca a las afueras de la ciudad con su familia?
J.O. El menú que comparto en familia un domingo consiste en pollo asado o un hermoso codo de cerdo tostado acompañado de vegetales asados.

M.C.R. Sabemos que una de sus cocinas favoritas es la italiana. ¿Qué otra cocina le apasiona y por qué?
J.O. Siempre he amado los sabores y versatilidad de la comida italiana,  además se convirtió mi especialidad después de trabajar en Neal Street Restaurant y River Café. La otra cocina que me apasiona es la hindú. También disfruto de la española y por supuesto, de la buena cocina británica de antaño.

M.C.R. ¿Cómo facilitar el acto de cocinar teniendo solamente ingredientes básicos?
J.O. Los platos más sabrosos se preparan utilizando ingredientes básicos. Cocinar no debe ser un asunto complicado. Por ejemplo uno de los platos que más disfruto preparando en casa, es una simple pasta con tomates enlatados, ajo, aceite de oliva, un poco de ají y aderezo. De esta manera trato de preparar todas las recetas de mis libros y cerciorarme de que sean ante todo fáciles de preparar.

M.C.R. Defina el estilo culinario británico
J.O. Desde hace 10 años la cocina británica ha venido reviviendo. Solíamos reírnos de cómo nuestros amigos extranjeros decían que no podíamos ni sabíamos cocinar, pero ahora tenemos chefs y cocineros grandiosos en el Reino Unido. La gente piensa que la comida británica es solamente fish and chips y pies pero estos ejemplos son solamente la punta del iceberg y si te pones a pensar, unos buenos fish and chips y un buen pie bien preparados son platos exquisitos.

M.C.R. ¿Qué hierbas o vegetales tiene sembrados en la huerta de su casa? Comparta algunos consejos para hacer una mini-huerta en un apartamento en Bogotá
J.O. Tengo en mi huerta todo lo que se puedan imaginar, desde variedades de ajíes hasta fresas, menta y repollo. Por el momento el jardín no luce “tan brillante” porque acabamos de pasar un duro invierno del cual solamente sobrevivió una de otra hortaliza. Si tienen un apartamento muy pequeño prueben cultivar hierbas aromáticas, ajíes e incluso tomates cherry en una matera y ponerla en el balcón o en el borde de una ventana. De esta manera podrán tener ingredientes frescos ‘al alcance de la mano’.

M.C.R. ¿En qué consiste el programa de la Fundación Fifteen que usted lidera?
J.O. Es un proyecto de responsabilidad social que comencé hace siete años en donde ayudamos a entrenar gente para que trabaje en la industria restauradora. Muchos de los jóvenes que hacen parte de la fundación han tenido problemas con la policía, con drogas o incluiso no tienen un hogar a donde ir. Actualmente tenemos cuatro restaurantes en donde entrenamos entre 30 y 50 personas todos los días sobre de las bases de una buena carrera gastronómica. Hay que tener en cuenta que muchos no han cocinado antes pero se les da una oportunidad de aprender. Todo el dinero ganado de los restaurantes regresa se invierte en la fundación.

M.C.R. ¿Cuanto tiempo lleva haciendo programas de televisión? ¿Recuerda el primer capítulo que grabó?
J.O. Llevo haciendo programas desde hace 10 años. Por supuesto recuerdo mi primer show, se llamada “The Naked Chef”. Durante la primera emisión estuve demasiado nervioso pero decidí seguir adelante y aquí estoy.

M.C.R. ¿Cuál de sus libros es su favorito?
J.O. No tengo uno favorito porque los amo a todos por igual. En todos puse todo mi empeño. ¡Son como mis hijos!.

M.C.R. Cuéntenos de su proyecto “Ministry of Food” en Rotherham
J.O. Rotherham es un pueblo ubicado al norte de Inglaterra. Pretendemos encontrar la manera adecuada de acercar la cocina a la gente que nunca ha cocinado, que tiene miedo de cocinar o que no tiene tiempo para ello. Decidimos ubicar un negocio en la mitad del pueblo para que la gente aprenda a cocinar. Ha sido difícil pero hemos tenido un gran éxito.

M.C.R. ¿Cuál ha sido la mejor experiencia durante sus viajes alrededor del mundo?
J.O. Acabo de regresar de pasar un tiempo con los indios Navajo en los Estados Unidos. Fue una experiencia inspiradora, sin embargo siempre he pasado espectacular en todos los lugares que he visitado.

M.C.R. ¿De dónde saca las recetas e ideas de sus programas?
J.O. La inspiración viene de mis viajes y amigos pero para ser honesto, todo el día estoy pensando en comida, ¡hasta me sueño con ella!. De esta manera vienen a mi mente ideas para nuevos platos o modificaciones a platos ya establecidos.

M.C.R. ¿Cuál es el mejor lugar para comer en Londres aparte de sus restaurantes?
J.O. Me encanta comer en Theo Randall en el Intercontinental y en Mark Hix Place en Farringdon.

M.C.R. ¿Ha visitado algún país de Latinoamérica?
J.O. No he ido a Latinoamérica aún pero me encantaría ir en los próximos años.

M.C.R. ¿Qué sabe de Colombia y su cocina?
J.O. No mucho, pero prometo comprarme un par de libros para aprender.





Jaime ‘al desnudo’
El plato que no le gusta
Vísceras.
Su ingrediente favorito
Los ajíes.
La receta que más le gusta preparar
Estofados y pie de pescado.
Su estilo culinario
Delicioso, fácil de preparar, mediterráneo y muy británico.
Lo que no puede faltar
Un mortero de piedra, aceite de oliva y hierbas frescas.  






No hay comentarios:

Publicar un comentario